FRATER entrevista a Anxo Queiruga,  presidente de COCEMFE ESPAÑA

FRATER entrevista a Anxo Queiruga, presidente de COCEMFE ESPAÑA

  • Anxo Queiruga Vila lleva más de 30 años en el movimiento asociativo de las personas con discapacidad.
  • Es actualmente presidente de COCEMFE ESPAÑA, entidad que ha cumplido 40 años desde su fundación.
  • A lo largo de cuatro décadas, COCEMFE y el  Movimiento Asociativo han pasado de intentar llegar a las instituciones encargadas del diseño de las políticas sociales y sanitarias a la interlocución permanente con ellas.

(Por Enrique Alarcón,  presidente de Frater España 01/02/2021)

Anxo Queiruga Vila lleva más de 30 años en el movimiento asociativo de las personas con  discapacidad, iniciando su trayectoria en el mismo al formar parte de la asociación Ámbar de la  comarca de Barbanza (La Coruña).

Tras formarse en Salamanca, en el centro de Recuperación de Personas con Discapacidad Física y completar sus estudios en el Instituto de Formación Profesional Superior de Fontiñas y en el Instituto San Clemente, inició su etapa laboral en el Departamento de Administración de  COGAMI en 1997 y, tres años después, asumió la dirección del Departamento de Formación y Empleo de la entidad. Compaginó estos puestos con el de vicepresidente de la organización y en 2007 fue nombrado presidente de COGAMI y del Consejo de Administración de Galega de Economía Social- GES, que es el grupo de empresas de economía social que forman parte de COGAMI.

Actualmente es presidente de COCEMFE y su Fundación y de COGAMI; vicepresidente de CERMI Estatal, CERMI Galicia, la Red Iberoamericana de Entidades de Personas con Discapacidad Física y de Fundación ONCE; miembro del Consejo del Real Patronato sobre Discapacidad, el Consejo Nacional de Discapacidad, el Consejo Estatal de ONG, la junta directiva de AMBAR y la Comisión de Accesibilidad y Supresión de Barreras de la Comunidad Autónoma Gallega; y Consejero regional de BBVA, entre otras responsabilidades.

  1. Anxo, se han cumplido 40 años de COCEMFE, una entidad que ha sido clave en la reciente historia de España para reivindicar los Derechos de las personas con discapacidad, ¿Cuáles son algunos de los logros más destacados durante todos estos años?

La intensa labor de reivindicación que hemos realizado durante este tiempo ha sido decisiva para pasar de ser un país que se encontraba a la cola en cuanto al reconocimiento de derechos de las personas con discapacidad, a ser uno de los países pioneros y más a la vanguardia en este aspecto. Empezando por la LISMI, que sentó las bases para la adopción de políticas públicas de discapacidad y añadió nuevas prestaciones sociales y económicas que siguieron importantes avances legislativos, como la LIONDAU, la Ley de Promoción de la Autonomía Personal y Atención a las personas en situación de dependencia, la Ley General de Derechos de las Personas con discapacidad y de su Inclusión Social y la adaptación de nuestro ordenamiento jurídico a la Convención sobre los Derechos de las Personas con Discapacidad de Naciones Unidas.

Tanto COCEMFE como nuestro Movimiento Asociativo hemos desempeñado un papel fundamental en la configuración de las políticas sociales y sanitarias, que tienen una incidencia directa sobre la calidad de vida. Esta labor se ha traducido, por ejemplo, en mejoras del catálogo ortoprotésico, en la creación del mejor sistema de trasplantes del mundo, la gratuidad de tratamientos farmacológicos y rehabilitadores, el acceso a tratamientos innovadores y la investigación para encontrar nuevas soluciones que mejoren la salud y bienestar de las personas con discapacidad. Y todo lo mencionado anteriormente ha sido posible porque hemos conseguido que se nos tenga en cuenta y que seamos las personas con discapacidad quienes trasladamos nuestras necesidades y propuestas a los poderes públicos a través de entidades como COCEMFE

  1. Sin duda alguna, son muchos los logros alcanzados por el Colectivo de personas con discapacidad, entre ellos podemos destacar el desarrollo de una amplia legislación que garantiza nuestros derechos, sin embargo, Anxo, ¿cuál crees tú que es el nivel de cumplimiento desarrollado?

Es necesario que la realidad de las personas con discapacidad avance en sintonía con la legislación que tenemos. Somos un país que cuenta con unas leyes bastante avanzadas en cuanto al reconocimiento de las personas con discapacidad, pero seguimos viendo cómo en ocasiones se siguen incumpliendo esas normas, dificultando todavía más nuestra participación e inclusión plenas en la sociedad.

Tenemos que conseguir que la sociedad sea consciente de que, si disponemos de los recursos y de las medidas de apoyo necesarias, podemos desarrollar prácticamente cualquier empleo, estudiar cualquier carrera o crear un proyecto de vida tan diferente como el de cualquier persona. En este sentido, las administraciones tienen que establecer mecanismos que garanticen la autonomía personal, la salud, la inclusión laboral, la educación inclusiva, la accesibilidad universal y, en definitiva, el cumplimiento de todos los derechos de personas con discapacidad.

  1. La pandemia ha afectado a toda la realidad social, tanto a las personas con discapacidad y a sus familias como a las entidades del sector, según tu apreciación, Anxo, ¿cómo valoras su impacto en las personas, así como en las entidades?

La pandemia está siendo nefasta para las personas y para las organizaciones. Nuestro grupo social está siendo uno de los más perjudicados: aparte de tener una situación de partida de mayor desventaja y de ser población de mayor riesgo frente a la COVID-19, hemos vivido un enorme retroceso de nuestros derechos. El 73% de las personas con discapacidad física y orgánica han visto retrasadas sus citas médicas, el 56% ha sufrido un empeoramiento de su salud, el 40% ha tenido que interrumpir sus tratamientos y el 37% hemos vivido un retroceso de nuestros derechos durante la pandemia.

El impacto ha sido brutal para nuestro grupo social, pero desde nuestro Movimiento Asociativo hemos trabajado de manera incansable desde el primer momento para que la atención de las personas con discapacidad física y orgánica no se vea deteriorada. Gracias al trabajo de la sociedad civil organizada estamos consiguiendo cuidarnos para seguir cuidando a las personas que se encuentran en mayor situación de vulnerabilidad.

  1. Un aspecto muy peculiar del Colectivo es su presencia física; sus actividades abiertas; la cercanía personal, así como su quehacer ante las instituciones, Anxo, después de casi un año de “parón”, ¿Podemos pensar que las entidades estamos perdiendo fuerza social? ¿Se ha desorganizado o paralizado la acción de las entidades?

Este año, aunque para muchas personas pueda parecer un parón, para COCEMFE y nuestro Movimiento Asociativo no lo ha sido de ninguna manera. De hecho, puede que haya sido el año en el que más hemos trabajado, no solo para transformar nuestra actividad a la nueva realidad, sobre todo para estar al lado de las personas con discapacidad en todo momento y trasladar a las autoridades todas las situaciones de discriminación que hemos vivido.

A pesar de todas las dificultades, hemos demostrado que la sociedad civil organizada es capaz de sobreponerse a situaciones de desprotección para seguir atendiendo a las personas más vulnerables. La pandemia ha demostrado más que nunca la importancia de las entidades del Tercer Sector y de la discapacidad. La importantísima labor que están desarrollando miles de profesionales y personas voluntarias de COCEMFE y de nuestro Movimiento Asociativo demuestra nuestra fuerza y que hemos estado organizados y muy activos.

  1. Durante los años 80 y 90 una de las características del Colectivo de las personas con discapacidad era su carácter “combativo”, pues todo estaba por hacer. ¿Podemos pensar que hoy se ha perdido “empuje” o es que debemos considerar otras formas de reivindicar nuestros derechos?

 A lo largo de estas cuatro décadas, COCEMFE y nuestro Movimiento Asociativo hemos pasado de intentar llegar a las instituciones encargadas del diseño de las políticas sociales y sanitarias a la interlocución permanente con ellas.

El diálogo siempre ha sido una de nuestras señas de identidad y con todas las formas de reivindicación adoptadas nos ha permitido avanzar considerablemente en el reconocimiento y ejercicio de nuestros derechos. Aun así, nuestra participación en todos los aspectos de la vida sigue siendo un reto que tenemos que alcanzar y muchas de las cuestiones que reivindicábamos hace 20 años siguen vigentes y limitan el ejercicio de nuestros derechos,  sobre todo en relación a la autonomía personal, la salud, el empleo, la educación y la accesibilidad. La reivindicación constructiva es imprescindible para conseguirlo y, por eso, seguiremos apostando por mantener un espacio de colaboración y dialogo continuo con las Administraciones para que sean conscientes de las necesidades de nuestro grupo social y cuenten con nuestro Movimiento Asociativo para diseñar las políticas que sean necesarias.

  1. Acabamos de iniciar un Nuevo Año que se presenta con mucha incertidumbre, incluso con temores a perder protagonismo social y a ver mermados nuestros recursos, ¿Qué mensaje envías a las personas y a las entidades?

Tanto a las personas con discapacidad física y orgánica como a las 91 entidades que conforman COCEMFE me gustaría transmitirles un mensaje de esperanza. Con la llegada de las vacunas de la COVID-19 empezamos a ver la luz al final del túnel y aunque la recuperación va a ser dura, vamos a seguir trabajando sin descanso para recuperar todo el terreno perdido y seguir en la lucha por la igualdad de oportunidades de nuestro grupo social hasta que participemos de forma activa de la sociedad y se nos garantice una inclusión plena.

  1. Ser presidente de COCEMFE, una organización que está en todo el territorio nacional y en varios países de Latinoamérica, conlleva una gran responsabilidad que, además, requiere una gran dedicación personal, ¿Cómo consigues compaginarlo con tu vida personal y familiar?

 La mejor forma de compaginar tantas responsabilidades es realizar una buena planificación, establecer prioridades y rodearte de los y las mejores profesionales para llevarlo a cabo. En COCEMFE somos muchas personas remando en la misma dirección y esto ayuda a conseguir disfrutar de importantes momentos con mi familia. Nunca son suficientes y me gustaría poder estar más tiempo con mi familia, pero son muy comprensivos y tengo todo su apoyo cuando tengo que pasar largas temporadas fuera de casa o interrumpir alguna velada cuando surge una urgencia. El activismo es una forma de vida por una buena causa que implica grandes sacrificios.

  1. Muchas gracias Anxo, es de suponer que, debido a tu responsabilidad, debe ser complicado lograr espacios de tiempo libre, ¿podrías decirnos algo acerca de tus aficiones?

Me gusta hacer deporte, escuchar música, pero sobre todo compartir tiempo con mi familia y jugar unas buenas partidas de cartas con amigos y familiares

 

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Más info

aceptar
Zoom
Alto contraste